¿A dónde van las rimesse de Italia?
Junto con España y Grecia, Italia fue el primer país mediterráneo en abandonar su modelo socieconómico
latino: a saber, exportar mano de obra e importar capital. Es decir, los emigrantes de Italia son poco menos
que un recuerdo histórico mientras que sus remesas cayeron en la irrlevancia macroeconómica hace años.
En cambio, hoy Italia recibe inmigrantes que con sus remesas ayudan de forma masiva el desarrollo de sus
países de origen. Para ser exactos, esta transición tuvo lugar en marzo de 1998, primer mes en la historia
dónde las remesas anualizadas emitidas desde Italia superaron las recibidas de sus emigrantes.
     El país cerró el año 2005 con remesas emitidas por valor de
    Eu2.425 millones, mientras que recibió un cero menos, solo
    Eu233 millones por este concepto, todo ello a pesar del
    importante número de emigrantes italianos en Europa.
      Además de la transición de recibir a enviar remesas, Italia
    comparte con España otros aspectos de su modelo migratorio:
    ambos países tienen a los ciudadanos de su vecino más pobre
    como el primer grupo de emigrantes (Marruecos y Albania
    respectivamente) y ambos países están afectados por la
    industrialización del tráfico de personas. En el caso de Italia,
    desde Túnez y Albania, mientras que en el español el origen es
    Marruecos y Africa subsahariana. Mira tu que casualidad que
    ambos países sean también los reyes de la economía
    sumergida en Europa, dónde se cuece la demanda que atrae a
    estos inmigrantes a sus costas.
 Los paralelismos entre España e Italia son tan abundantes que han atraído a los remesadores, con  
italianos que intentan expandir en España su actividad (Angelo Costa SA) y empresas españolas que
buscan un mercado en Italia (Quisqueyana).
    Remesas
.org
Cooperación

Formación

Investigación
Inicio

Nosotros

Contacto